Visión General

A nadie escapa que en los últimos años se ha producido un resurgir del interés por la Historia Militar. Resulta notorio el acercamiento a esta disciplina, así como la demanda de toda clase de estudios y trabajos relacionados con los múltiples aspectos que abarca la Historia Militar, ya sean biográficos, bélicos, geopolíticos o culturales, entre otros muchos. Materias todas ellas hasta hace bien poco relegadas en el ámbito académico y que en la actualidad han cobrado un relevante protagonismo, pasando a ocupar una nada desdeñable cantidad de cátedras, masters y estudios de tercer grado.

 Lo cierto es que la Comunidad Autónoma de Extremadura no es ajena al renacer de esta disciplina. La Universidad ha comenzado a organizar cursos y jornadas de temática castrense, mientras que, tanto los Coloquios Históricos que con carácter regional se celebran todos los años en Trujillo, como los distintos seminarios sobre la historia local que puntualmente se organizan a lo largo y ancho de ambas provincias, cuentan siempre en sus programas con una elevada participación de ponencias y comunicaciones relacionadas con aspectos propios de nuestra Historia Militar.

 La ciudad de Badajoz es un caso paradigmático de este resurgir. No solo su pasado se encuentra íntimamente ligado al hecho militar, sino en buena medida su presente. Sin el condicionante castrense no podría ser entendido el entorno, la morfología urbana ni la idiosincrasia de sus habitantes, fraguada al albur del carácter estético y cultural aportado por el elemento militar a lo largo de los siglos. De todo esto son conscientes los badajocenses, que han respondido siempre con entusiasmo a las iniciativas organizadas por la Brigada Extremadura XI a través del Aula de Cultura que tiene su sede en el Palacio de Capitanía.

 En este contexto nace la Asociación Histórico-Militar Alfonso IX. A principios del presente año 2019, una serie de profesionales de distinto ámbitos sociolaborales y formativos, expertos todos ellos acreditados en el interés por el pasado castrense de nuestra tierra, acordaron reunirse en un proyecto común y solidario, sin ánimo de lucro, con la declarada pretensión de promocionar, fomentar y defender el conocimiento y el estudio de la cultura e historia militar extremeña en todos sus órdenes.

 Desde entonces, la Asociación Histórico-Militar Alfonso IX ha puesto a disposición de la Brigada Extremadura XI la experiencia y el conocimiento de sus socios, apoyando o participando de manera directa en las exposiciones, eventos o jornadas cuando así le ha sido solicitado. Tal fue así en el traslado de los restos y la organización de la exposición sobre el general Menacho o el ciclo de conferencias impartidas en el mes de marzo, entre otras colaboraciones.

 Precisamente, el éxito de público que desbordó las previsiones del citado ciclo de conferencias impartido por varios de los miembros de la Asociación Histórico-Militar Alfonso IX, impulsa el presente proyecto que se propone cumplir fundamentalmente dos objetivos:

  • En primer lugar, establecer unas bases sólidas para la organización de unas jornadas anuales, con pretensión de carácter permanente, que cubra la amplia demanda existente en la actualidad en relación con la Historia Militar de Extremadura.
  • En segundo lugar, promover e impulsar la investigación de la disciplina tanto en el ámbito particular como en el universitario, concediendo la oportunidad de exponer y publicar trabajos inéditos a historiadores locales, así como incentivar a los autores de menos de veinticinco años para que continúen profundizando en la misma labor.

 Sin perjuicio de lo anterior, el marco de difusión y convivencia de las jornadas incidirá de manera directa en el logro de otros fines ciertamente no menores, como la puesta en valor del patrimonio militar de Badajoz, el pasado castrense-cultural de Extremadura y su incidencia en el resto de España, el impulso y proyección internacional del mismo, e indudablemente el fomento de los lazos de unión entre la población civil y militar a través del conocimiento de su actuación en momentos decisivos de la historia.

Para lograr ambos fines, los directos y los indirectos, la Asociación Histórico-MIlitar Alfonso IX cuenta con la colaboración y ayuda inestimable de la Brigada Extremadura XI, la Fundación CB y la Excma. Diputación Provincial de Badajoz para la organización y soporte económico de las Jornadas.

Julián García Blanco,
Presidente AIX